Home » Breaking News » El lago Lanalhue con su peculiar agua tibia reactiva el turismo del sur de Chile
Fotografía del 20 de marzo de 2019, muestra a una mujer mientras observa el lago Lanalhue, en la sureña región del Biobío (Chile). EFE
Fotografía del 20 de marzo de 2019, muestra a una mujer mientras observa el lago Lanalhue, en la sureña región del Biobío (Chile). EFE

El lago Lanalhue con su peculiar agua tibia reactiva el turismo del sur de Chile

Contulmo (Chile), 6 abr (EFE).- El lago Lanalhue, ubicado en la sureña región del Biobío de Chile, se ha convertido con su peculiar agua tibia en uno de los atractivos de la zona, en la que se quiere potenciar el turismo, tras meses de tensión entre el pueblo originario de los mapuches y las fuerzas de seguridad.
“Lugar de almas en pena”, significa Lanalhue en mapudungún, el idioma mapuche, muy presente en los topónimos de la zona, que se encuentra unos 700 kilómetros al sur de Santiago y que todavía hoy acoge a una de las mayores comunidades de esta etnia del país suramericano.
El lago, de triste nombre, refleja en sus aguas los árboles que lo envuelven, algunas veces como un espejo y otras de forma más imprecisa y difuminada cuando el viento marea su superficie.
Se encuentra rodeado por la cordillera Nahuelbuta -que significa tigre grande- y tiene el agua tibia, explicó a Efe Nicolás López, guía turístico de esta zona, aunque paradójicamente, por la climatología húmeda y fría, debería tener una temperatura mucho más baja.
“Estas corrientes de agua tibia vendrían por uno de los tipos de alga que habitan en sus profundidades”, agregó López.
El lago Lanalhue se encuentra en plena naturaleza en la provincia del Arauco, pero en el último verano austral perdió a un gran número de visitantes, según confirmó a Efe la directora regional del Servicio Nacional de Turismo (Sernatur), Natalia Parra.
“El principal motivo fue la baja de turistas argentinos”, aseguró Parra, quien sostuvo que la caída es consecuencia de la situación económica del país vecino.
A esta situación señalada por Parra, también se le puede atribuir, según consultas realizadas, que hubo una disminución de visitantes chilenos y que por este motivo concreto urge la aplicación del “Plan Araucanía”.
Este proyecto, creado por el presidente de Chile, Sebastián Piñera, quiere reactivar la economía de la región y desarrollarla de forma integral, desde la educación hasta la promoción del turismo.
Las regiones sureñas del Biobío y la Araucanía son fronterizas y comparten historia y batallas políticas, entre ellas los reclamos de los mapuches para la recuperación de sus tierras, muchas de las cuales actualmente están en manos de empresas forestales.
Durante los últimos meses, el presunto asesinato por parte de los carabineros del comunero mapuche Camilo Catrillanca ha reavivado este conflicto en la zona, que también lucha por ser conocida por su riqueza cultural, más allá de estos disturbios.
En la provincia del Arauco y la zona que circunda el lago Lanalhue convivieron tres culturas: la alemana que llegó por los colonos, la criolla y el propio pueblo mapuche.
Esta singular unión ha generado un gran interés turístico por parte de viajeros extranjeros y de los mismos nacionales que visitan la verde zona, con sus nombres de montañas y ríos en mapudungún, mientras degustan un trozo de “Küchen”, el típico pastel alemán de arándanos o frambuesas presente en todos los cafés de los pueblos.
Desde la región del Biobío y del propio Gobierno chileno se quiere potenciar el turismo interno a través de varios programas que demuestren la seguridad y los atractivos de la región.
Entre ellos destaca el proyecto del Sernatur destinado a personas de la tercera edad.
En septiembre se abrirá este nuevo destino con la intención de llevar a cerca de un millar de personas mayores a conocer el lago Lanalhue en la próxima temporada.
Para esta iniciativa se implicó a parte de la comunidad mapuche, que está abierta a recibir turistas, como es el caso de Hernán Jara, dueño de una ruka (casa típica mapuche) en el Valle Elicura, que significa piedra transparente en mapudungún.
“El turismo siempre ha estado pero ahora hay que levantarlo. Es importante que intervenga el Estado porque es algo que nos conviene a todos”, afirmó Jara.
Hernán Jara, de madre mapuche y padre chileno, se mostró crítico con las empresas forestales “que están secando el territorio”.
“Hay que decir la verdad de lo que hacen los grandes empresarios forestales. Pero nosotros también tenemos que cuidar nuestra tierra y hacernos responsables del lugar”.