Home » Breaking News » Petroperú bombeó petróleo sin permiso antes de nuevo derrame en la Amazonia
11914669m

Petroperú bombeó petróleo sin permiso antes de nuevo derrame en la Amazonia

La estatal Petroperú bombeó petróleo sin autorización por el Oleoducto Norperuano en los días previos al derrame de crudo que se registró la pasada semana en la Amazonía peruana por una nueva ruptura de la tubería, cuyo funcionamiento estaba suspendido desde febrero tras registrar otras dos fugas.

El incumplimiento por parte de Petroperú de la suspensión de operaciones en el oleoducto fue acreditado por el Organismo Supervisor de la Inversión en Energía y Minería (Osinergmin) y corroborado hoy por el ministro peruano del Ambiente, Manuel Pulgar-Vidal.

El ministro exhibió en conferencia de prensa unos documentos que acreditan un bombeo de crudo el día 21 de junio entre las estaciones 1 y 5 del oleoducto, tramo en el que el día 24 de junio se denunció un derrame a la altura del kilómetro 213 de la tubería, a su paso por la región amazónica de Loreto, en el noreste de Perú.

Pulgar-Vidal explicó que el volumen de salida de la estación 5 era menor al ingresado en la estación 1, lo que evidenció una pérdida de crudo, de aproximadamente 600 barriles, dispersos ahora en la zona de la fuga.

El titular del Ambiente comentó que, en el punto de la fuga, la tubería está soterrada a 2,2 metros de profundidad, por lo que “el crudo no puede aflorar a la superficie si no tiene presión”.
“Alguna persona tomó una decisión absolutamente ilegal. Ha bombeado petróleo y ha expuesto la seguridad de la salud de las personas y de los ecosistemas. Es una decisión irresponsable y también punible. El Estado debe actuar de la manera más enérgica”, enfatizó.

El ministro anunció que el Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA) decidirá mañana si inicia un proceso ordinario para sancionar a Petroperú o si le impone una “papeleta ambiental, que es un proceso sumarísimo para colocar una multa inmediata por la gravedad del caso y el nivel de reincidencia”.

Pulgar-Vidal señaló que el procurador público del Ministerio del Ambiente, Julio César Guzmán, tiene lista una acción legal para un proceso penal al entender que “hay una responsabilidad penal que debería ser investigada por la Fiscalía para saber quién tomó la decisión de bombear en el oleoducto”.

Agregó que conversó con los ministros de Energía y Minas, Rosa María Ortiz; y Economía y Finanzas, Alonso Segura, para que en su calidad de miembros del directorio de Petroperú “tomen las medidas correspondientes respecto a la dirección de la empresa”, presidida por Germán Velásquez.

“Creo que se necesitan medidas muy drásticas. Ese oleoducto tiene que seguir suspendido hasta que Osinergmin no certifique de manera absoluta que tiene las condiciones para transportar petróleo”, concluyó Pulgar-Vidal.

Osinergmin anunció en un comunicado que inició un proceso para sancionar a Petroperú por incumplir su mandato de mantener las operaciones suspendidas en el oleoducto tras los derrames ocurridos en enero y febrero, cuando sendas fugas en las regiones de Amazonas y Loreto derramaron al menos 3.000 barriles de crudo en los ríos de la zona.

Petroperú explicó hoy en un comunicado que el 21 de junio realizó pruebas de operatividad para verificar el estado de los equipos de bombeo, tubería, válvulas de bloqueo, instrumentación y comunicaciones de la Estación 1 tras cumplir con el mantenimiento de una serie de anomalías reportadas en 2015.

La compañía aseveró que la presión máxima de bombeo fue inferior a la recomendada por Osinergmin y añadió que durante la prueba no se detectaron anomalías.
La empresa agregó que sigue investigando las causas de las fugas y precisó que el derrame no afectó a la salud de la población local.

El Oleoducto Norperuano, operativo desde 1977, transporta el petróleo extraído en la selva peruana hasta el terminal portuario de Bayóvar, en el océano Pacífico, a lo largo de un trayecto de 854 kilómetros de tuberías.